Sin embargo, todavía hay muchas webs que no cuentan con un diseño responsive que se adapte a todo tipo de pantallas. Esto puede resultar muy negativo para una empresa que pretende llegar a un público amplio de usuarios de Internet, ya que no sólo aumenta la tasa de abandonos de usuarios pretenden comprar a través de móviles y tablets, sino que lo más probable  es que dejen de confiar por completo en esa marca y no vuelvan a intentarlo utilizando otros dispositivos.

Una de cada cuatro búsquedas ya se realiza desde el móvil

Por eso en Mkesbien podemos ofrecerte soluciones a medida para tu proyecto.